Té negro

Té negro  

EL TÉ NEGRO Lo más habitual para conseguir la elaboración del té negro, es seguir los siguientes pasos:

 MARCHITAMIENTO: La finalidad de esta fase es la de hacer la hoja más flexible para poder enrollarla. En esta estapa la hoja ha de perder del 40 al 50% del agua que contiene.

 ENRULADO: Una vez finalizada la fase de marchitamiento, las hojas se depositan en unas máquinas enrolladoras que hacen la labor que antiguamente se hacia de forma artesanal con las manos. Esta operación dura 30´y tiene como finalidad romper las células de las hojas para liberar los aceites esenciales necesarios para la oxidación.

OXIDACIÓN: En este proceso se generan dos tipos de polifenoles: theaflavinos, que dan notas doradas y notas de sabor más intensas y los thearuviginos de color cobrizo y con sabor más dulce y redondo. Cuanto más largo es el proceso de oxidación, más suave y más redondo es el té en boca.

Posteriormente se procede al secado, la clasificación y envasado como en todo tipo de té.

CARACTERÍSTICAS DEL TÉ NEGRO: Conteniendo todas las propiedades saludables del té, sus características más marcadas son: estimulante y reconfortante, proporciona además sensación de saciedad, y aporta un mejor estado mental de atención y concentración.

El té negro puede tomarse solo, azucarado, con leche o limón.

Los chais son tés negros especiados que se infusionan directamente en leche, sin utilización de agua. Se pueden infusionar también en bebidas vegetales de soja, arroz.... Para su mejor preparación es conveniente añadir algo más de té por cada taza y dejar infusionar 10´. porque a la leche y otros preparados les cuesta más coger el sabor del té.

Subcategorías

productos
Hay 48 productos.

Mostrando 1 - 12 de 48 items

Mostrando 1 - 12 de 48 items

Para compras
superiores a 40 €.